Las casas prefabricadas OBOX en general se financian, cuando hay crédito hipotecario de por medio, a través de un producto bancario que se llama préstamo hipotecario autopromotor y que es un tipo de hipoteca peculiar, ya que se financia la construcción de un inmueble, cuyo promotor es la propia familia que va a vivir en la futura casa.

Por tanto, este tipo de financiación tiene realidades que tenemos que conocer de antemano, como son complicaciones registrales, económicas, jurídicas y técnicas que la construcción de una vivienda de este tipo conlleva. Podemos ayudarte, sin duda, a gestionar tu hipoteca autopromotor.

Hipotecas autopromotor - Casas prefabricadas Obox

Promoción de nuestra vivienda

La gestión de la compra y construcción de un inmueble es una tarea compleja.

La compra del solar para edificar no es solo encontrar uno cuya situación y dimensiones que guste. Es mucho más complicado. Debemos saber identificar:

  • La realidad urbanística del terrenos. No solo si es urbanizable, sino los metros cuadrados edificables, las alturas que se pueden construir, las dimensiones mínimas de la fachada y un largo etcétera que determinan la idoneidad del suelo.
  • Deberemos acudir al ayuntamiento en cuestión a solicitar una certificación urbanística.
  • La situación registral del suelo. Para ello pidamos una nota simple al Registro de la Propiedad, además de una copia de las escrituras al actual propietario. Además de poder verificar los verdaderos propietarios, veremos si hay otras cargas, posibles embargos e incluso si están registrados todos los metros cuadrados reales; de no ser así, en ocasiones es posible solicitar un expediente de ampliación de cabida al Registro. La información que consta en el catastro es vital en este tipo de discrepancias.
  • También puede ocurrir que los propietarios registrales no se correspondan con la realidad, por ejemplo en el caso de que alguno de ellos haya fallecido y no se haya registrado aún la aceptación de herencia. En estos casos, hasta que no se haya procedido a actualizar los titulares registrales, no es posible adquirir el solar.
  • Una vez tenemos claro que el suelo es el ideal, tendremos que proceder a la compra-venta, lo cual implica conocer el proceso jurídico relacionado

 
Si solicitar un préstamo con garantía real a un banco es complicado, la hipoteca autopromotor lo es más. tengamos en cuenta que nos conceden un dinero en base a una tasación futura de la vivienda acabada, desbloqueando importes en base a la presentación de certificaciones de obra a medida que se va edificando la casa.

El crédito promotor puede durar hasta años, previsto para viviendas de largo plazo de construcción y una vez terminado, se pacta un préstamo hipotecario normal, para devolver las cantidades prestadas en un plazo determinado.

Muchas de las ofertas comerciales no están publicitadas en las páginas web bancarias, o bien tienen condiciones muy variables según el cliente y la casa que se quiere edificar. Es por ello que, en este tipo de hipotecas, acudir a las oficinas de los bancos y negociar en persona es imprescindible.

Lo habitual puede ser:

  • Hasta el 80% del menor valor entre compra y tasación proyecto visado por el colegio de arquitectos.
  • Sistema de amortización francés, a un tipo de interés variable a concretar, según negociación con la entidad.
  • Plazo máximo de 30 años.

 
OBOX está a tu disposición para ayudarte en todo este proceso a través de nuestras entidades colaboradoras.